7 herramientas para mejorar el sueño

Si padeces de insomnio causado por un desajuste en tu glándula pineal, puedes apoyarte en estas herramientas que te comparto a continuación, para que aprendas a enviarle una información clara y concreta a ésta glándula, y mejorar así la calidad de tu sueño.

1.      Vigilia: luz solar 1 hora al día (mínimo).

¿Por qué es tan importante estar en contacto con la luz solar?

Esto es imprescindible para regular nuestro ritmo circadiano, él es quien debe entender que no tenemos que estar en el sueño sino en activo.

Es una forma de enviarle información clara para que avise a todos nuestros relojes biológicos para que se pongan en marcha y estén diligentes.

Y que no es el momento de impulsar la hormona melatonina para dormir.

Estar en contacto con la luz solar, al menos 1 hora durante la mañana, que es cuando esta luz es más potente, es una forma de enviar señales claras y concretas a la glándula pineal.

Si no, es un poco lo que nos pasaría a nosotros si nos dan una información difusa, no la vamos a entender, hay que dar información corta, clara y concreta para que esta glándula pueda entender que es lo que debe hacer en cada momento.

Es muy posible que seas de las personas que están durante 8 horas o más en un lugar donde no entra la luz solar.

Si es así, te recomiendo que durante una hora al día, durante la hora de la comida o cuando tú puedas, vayas a un parque o  te sientes en una terraza y te tomes un té.

Lo que tú quieras, pero durante las horas de sol, procura estar en contacto con la luz natural.

Estar en contacto con la luz solar, al menos 1 hora durante la mañana, que es cuando esta luz es más potente, es una forma de enviar señales claras y concretas a la glándula pineal para estar en estado de vigilia.

2.        Sueño: evita la luz al acostarte

Dormir con la luz encendida, mirando la Tablet o mirando el teléfono, no es lo más recomendable. Ya que recuerda que con esto le estás enviando información a tu glándula pineal de que es de día.

Pero no solo eso, sino que además, la tecnología genera una gran presión sobre nuestro cerebro por un exceso de información,  y hemos comentado que esta pequeña gran glándula está entre medio de los hemisferios cerebrales.

Si tenemos mucha presión cerebral lo que estamos haciendo es comprimir esta glándula, y como consecuencia no podrá enviar la información clara ni a tu cerebro ni a tus relojes biológicos de cuándo tiene que estar en activo o cuando tienen que descansar.

3.       Reduce las “marchas”

Progresivamente debemos ir reduciendo las marchas de nuestra actividad, más o menos entre 3 y 4 horas antes de acostarnos.

De la misma manera que vas con tu coche y no frenas de golpe, porque sabes que el coche no se va a quedar parado al momento, sino que va a continuar unos metros por la inercia de la velocidad que estaba llevando.

Lo mismo le sucede a nuestra actividad tanto física como mental, no podemos frenar de golpe porque nuestro cerebro no va a poder gestionar esa señal.

¿Y qué podemos hacer?

Cuando vamos con un coche a un ritmo bastante ágil, y quieres pararlo, lo que puedes hacer es ir reduciendo las marchas.

a.  Actividad física

Evitar hacer cualquier ejercicio excesivo, sino por el contrario, hay que ir ralentizando cualquier actividad física, 3 o 4 horas antes de acostarnos, a ser posible un poco más, si pueden ser 5 muchísimo mejor.

b.      Actividad mental

Al igual que con la actividad física, evita demasiada actividad mental y ve disminuyendo el ritmo 3 o 4 horas antes de acostarte.

Tenemos demasiada actividad mental cada día, llevamos toda la agenda dentro de nuestro cerebro.

 Y no solo eso, sino que en lugar de ir ralentizando los pensamientos unas horas antes de acostarnos, lo que hacemos es que todavía le añadimos más pensamientos repasando los pendientes del día siguiente:

“Bueno, y mañana tengo que ir a llevar los niños al colegio, tengo que ir a comprar no sé qué”.

Le estamos dando todavía más actividad mental, con lo cual esta inercia va a ir cada vez tomando más velocidad, de manera que va a ser imposible conciliar el sueño.

A veces puede suceder que cierres los ojos, pero igualmente tu sueño no llega a ser reparador. Porque puedes cerrar los ojos, pero la actividad mental continúa su ritmo.

De tal manera que por la noche puede que no pares de moverte o que tengas sueños que te inquieten.

En ningún caso el sueño va a ser reparador, ni mis relojes biológicos podrán ejercer las funciones de desintoxicación y de reparación de los tejidos.

Con lo cual, poco a poco estos sistemas se irán descompensado uno o varios y me van a generar unos malestares u otros, en función del reloj que esté más en deshora o más desajustado.

Puedes cerrar los ojos, pero la actividad mental continúa su ritmo.

4.   Bosteza

Bosteza todas las veces que quieras durante el día, muy especialmente en la medida que se vaya poniendo el sol.

¿Qué produce el bostezo?

El bostezo cumple una función muy importante, libera presión mental.

En cada bostezo estamos liberando presión de nuestro cerebro y por tanto de nuestros hemisferios cerebrales.

Como consecuencia, también liberamos presión de la glándula pineal , así le damos su espacio, para que pueda ejercer sus funciones y avisar a cada uno de los relojes biológicos para que se pongan a la misma hora.

Esto evita que se acumule esa inercia de pensamientos para que cada vez vayan teniendo menos velocidad y podamos lograr un descanso profundo.

5.   Respiración para un buen descanso

Respiración = actividad mental.

A través de la respiración podemos saber la cantidad y la velocidad de los pensamientos que tenemos merodeando por nuestra cabeza.

Cuando estamos en tensión o estamos con estrés, automáticamente y de forma natural nuestra respiración se ubica en nuestro pecho, cerramos los hombros  y vamos restringiendo el espacio donde residen nuestros pulmones y nuestro corazón

Al restringirles el espacio, no pueden, especialmente los pulmones, bombear oxígeno para que la respiración sea larga y sea tranquila.

Practica una correcta respiración

Importante, aprender y practicar la respiración en el abdomen.

Fíjate que es como un bebé rara vez respira por el pecho, a no ser que esté llorando, porque ahí él también está estresado.

Pero cuando un bebe descansa siempre respira por el abdomen, porque es la respiración que más nos calma y nos aquieta de cualquier agitación mental.

Por tanto, practica una respiración abdominal, un rato antes de acostarte.

En nuestro canal “Marisa Sankara” tienes a tu disposición, 2 videos donde encontrarás unas respiraciones muy sencillas, pero muy efectivas, que te pueden venir muy bien. 

Un video es “Respiración primordial para la salud”

El otro es “Respiras tus emociones o te ahogan”

Al final de estos dos videos, puedes encontrar respiraciones que pueden ayudar muy mucho a aquietar tu mente antes de acostarte.

Aprender y practicar la respiración abdominal nos calma y aquieta de cualquier agitación mental.

6.  Relajación para un sueño reparador

Practicar técnicas de relajación te ayudará a ordenar todos tus sistemas y a calmar la mente. Es importante que la practiques unos minutos antes de acostarte.

En nuestro canal de YouTube “Marisa Sankara”, tienes varias relajaciones, que están diseñadas específicamente para esto.

Esta relajación para “liberar la presión mental”.

Y, también, para “Liberar tensiones del nervio vago”

 Te pueden ser muy útiles en estos casos y la puedes practicar siempre que lo desees.

7.   Postura para dormir mejor

Para mí la reina de estas herramientas  es la postura que debemos adoptar para dormirnos.

Se trata de que nos recostemos en posición fetal, de lado.

Comentarte que hay muchas versiones sobre acostarte sobre el lado derecho o sobre el lado izquierdo.

Según mi experiencia, lo más importante es que tengas comodidad en la postura, para dormir mejor.

Acuéstate en posición fetal, de manera que vayas conectando todas las articulaciones grandes, y que todas estén conectadas entre sí y con la espalda ligeramente curvada.

Esto permite que las vértebras tengan su espacio entre ellas y que todo el líquido cefalorraquídeo pueda circular de una forma libre.

¿Para qué nos sirven las articulaciones?

Ya sabemos que las articulaciones nos sirven para restringirnos o para darnos ese espacio que tanto necesitamos.

En cualquier caso las articulaciones, especialmente las grandes, nos sirven para tomar espacio, si las conectamos entre ellas, y lo que hacen es que armonizan todos los sistemas, porque dejan que todo fluya de una forma libre y ordenada.

Lo que vas a notar es que se van aflojando todos tus músculos, se van desconectando tus sentidos y entras en el sueño reparador.

No te preocupes, porque al final de esta explicación te voy a dejar una foto para que veas cómo es la postura y cómo hacemos para conectar todas estas articulaciones grandes.

Esta postura te ayudará a equilibrar y armonizar todos tus relojes biológicos.

7 herramientas para mejorar el sueño

Practica estas herramientas que acabamos de comentar y déjame tu comentario para saber cómo va mejorando el equilibrio en tu ciclo del sueño.

No te preocupes demasiado, lo importante es que vayas adoptando unos hábitos, y en la medida que los vayas adquiriendo, te darás cuenta, que tu sueño va siendo mucho más reparador.

Y no te olvides que hay que ser constante y disciplinado para sacar el beneficio de estas claves.

Nuestro cerebro necesita disciplina, que le vayamos recordando la lección cada día y sobre todo,  necesita tiempo para que pueda ir integrando estas pequeñas lecciones que le vamos explicando.

Al practicarlas cada día, vas a hacer que los antiguos hábitos de tu cerebro que no te dejaban descansar, se vayan debilitando. Mientras estas nuevas prácticas van a ir tomando fuerza, de manera que te van a aportar un sueño absolutamente reparador

Te aseguro que te vas a sorprender de los resultados.

Si es la primera vez que nos lees y te interesan los temas de salud integral de los que hablamos, te puedes suscribir para que te avisemos de todas las novedades de nuestro blog y nuestras redes sociales.

Y, si este artículo te ha parecido interesante, compártelo con otras personas para que también se puedan beneficiar de estas herramientas que he compartido contigo.

Te deseo un feliz sueño,

Marisa del Centro de Formación Sankara.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies